Importancia florística de Chisacá



Importancia florística de Chisacá


Novedades corológicas
Teniendo en cuenta los catálogos conocidos para la flora del Sumapaz (Franco-Roselli y
Betancur 1999a, Rangel-Ch. 2000b), para los páramos de Colombia (Rangel-Ch.
2000a) y para los páramos en general
Tabla 4. Géneros con más especies en la flora de Chisacá
Género                                                           No. especies
Lachemilla                                                                       9
Pentacalia                                                                        8
Hypericum                                                                      7
Calamagrostis, Diplostephium, Juncus y Senecio          5
Agrostis, Baccharis, Bartsia, Galium, Hydrocotyle,
Niphogeton, Puya, Ranunculus y Valeriana                   4
39 géneros                                                                   2-3
77 géneros                                                                       1
Total (132 géneros)                                                     243
----------------------------------------------------------------------
(Luteyn 1999), se encontró que Rorippa nana (Brassicaceae) es un nuevo registro
para la región de páramo y para la flora
de Colombia. Por otra parte, se presentan otros 20 nuevos registros para el Sumapaz, así: las asteráceas Achyrocline satureoides, Cotula mexicana, Gamochaeta americana,
Gamochaeta purpurea y Sigesbeckia jorullensis; la brasicácea Cardamine alberti; la budlejácea Budleja bullata; la campanulácea Lysipomia muscoides; la ciperácea Eleocharis stenocarpa; la gentianácea Halenia major; la haloragácea Myriophyllum aquaticum; la juncácea Juncus bufonius; las poáceas Agrostis araucana, Danthonia secundiflora, Orthacne erectifolia, Paspalum hirtum y Trisetum irazuense; la rosácea Lachemilla hirta; y las urticáceas Parietaria debilis y Urtica ballotifolia.
En Chisacá se encuentran cinco de las 12 especies endémicas registradas para el
Sumapaz (Cleef 1997), las que corresponden a: Espeletia summapacis que es muy
abundante en toda el área; Drabasericea, D. cuatrecasana y Pernettya
hirta, especies que sólo fueron observadas en una ocasión; y Aragoacorrugatifolia que está completamente restringida a la orilla de la laguna Larga.
Aunque Pentacalia nitida, P. reissiana e Hypericum prostratum eran consideradas
como endémicas del Sumapaz, estudios recientes demuestran su presencia en otros páramos de la cordillera Oriental colombiana (Mora y González 1995, Díaz
y Cuatrecasas 1999).
Importancia florística de Chisacá
Chisacá, un sector relativamente pequeño, es florísticamente muy importante por su alta
riqueza de familias, géneros y especies. Si se tiene en cuenta que para las publicaciones
sobre la “Flora del Sumapaz” se consideraron todos los ambientes por encima
de 2.900 m de altitud (Franco-Roselli y Betancur 1999a, 1999b, Rangel-Ch.
2000b), lo que incluye las zonas de bosque andino, subpáramo y superpáramo,
Chisacá contendría una buena proporción de dicha flora y casi todos los tipos de vegetación de la franja paramuna de la región.
Así, sus angiospermas representan el 58% de las familias, el 53% de los géneros
y el 39% de las especies conocidas para el Sumapaz. Por otra parte, las especies encontradas en Chisacá equivalen al 8% de las especies registradas para los páramos
en general, según lo anotado por Luteyn (1999), y al 16 % de las registradas para
los páramos de Colombia, según lo anotado por Rangel-Ch. (2000a).
La alta diversidad de la flora podría deberse a algunos atributos físicos de Chisacá.
Primero, se presenta allí una topografía muy variada, derivada de su origen glaciar, con
la presencia de terrazas, valles, pendientes, taludes y escarpes expuestos y protegidos,
que ofrecen una amplia gama de ambientes y suelos, que pueden ser aprovechados
de forma diferencial por las plantas y por las comunidades vegetales. Segundo, el sector presenta un buen estado de conservación a pesar de ser el epicentro turístico del Parque Nacional Natural Sumapaz, debido posiblemente a que no recibe muchos visitantes y a que se encuentra alejado de asentamientos humanos importantes.
Así mismo, el factor hídrico influye sobre la riqueza, la estructura y la composición de
la vegetación (Sturm y Rangel-Ch. 1985, van der Hammen y Cleef 1986). La humedad
atmosférica y la presencia de seis lagunas, junto con numerosas turberas, charcas
temporales y corrientes de agua, facilitan el desarrollo de plantas relacionadas con ambientes acuáticos, como las juncáceas, que en Chisacá son excepcionalmente diversas, así como de otras especies ligadas a páramos atmosféricamente húmedos, como Castratella piloselloides, Rhynchospora oreoboloidea, Oritrophium peruvianum, Lysipomia muscoides, Sisyrinchium pusillum, Paepalanthus lodiculoides, Arcytophyllum nitidum, los pajonales y frailejonales con Calamagrostis effusa y Espeletia spp, y especialmente los chuscales dominados por Chasquea tessellata, que en Chisacá tienen poca cobertura y una distribución bastante puntual.
Por otra parte, es notable que la familia Orchidaceae y el género Miconia no estén
entre los grupos más destacados del área como se esperaría, lo que podría deberse
a que estos grupos sean más abundantes a altitudes menores, como lo muestra el
que la mayoría de las especies registradas para Sumapaz no estén en el páramo propiamente dicho, sino por debajo de los 3.400 m de altitud.
Fuente: CHISACÁ, UN RECORRIDO POR LOS PÁRAMOS ANDINOS
Paola Pedraza-Peñalosa, Julio Betancur y Pilar Franco-Rosselli
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Botánica Sistemática 1. Concepto Nominalista de Especie

BOTÁNICA SISTEMÁTICA 2. Clasificaciones artificiales

Paleobotánica o Fitopaleontología: